viernes 10 de mayo de 2019
El amor maternal, cuando no viene de una madre, es "bastante raro"

 

La empresa española Teleflora ha lanzado un divertidísimo anuncio en el que actitudes de naturaleza maternal son asumidas por perfectos desconocidos.

Quién no ha necesitado alguna vez ser consentido con una pizca de amor maternal.  El afecto sin límites de una madre, su amor desinteresado y sus palabras siempre afables son capaces de transformar los cielos más grises en azules y los ceños fruncidos en carcajadas.

¿Qué pasaría si los mimos maternales no vienen de nuestra amada progenitora sino de perfectos desconocidos?

¿Y si personas desconocidas nos sonaran la nariz o se tomaran la molestia de arroparnos cariñosamente cuando nos quedamos dormidos?

¿Y si gente que no tenemos el placer de conocer nos diera de comer a cucharadas en un restaurante o nos diera consuelo aun a sabiendas de que la hemos embarrado? Todas estas y otras preguntas son respondidas por Teleflora en un divertidísimo spot lanzado con motivo del Día de la Madre.

Lo único que queda claro en este spot de Teleflora, es que el amor maternal prodigado por personas ajenas a nuestra propia progenitora, puede resultar terriblemente embarazoso.

“Afortunadamente sólo tienes una madre”, subraya el spot. Razón de más para poner en sus manos un bonito ramos de flores el Día de la Madre.

"La idea en la que echa raíces la nueva campaña de Teleflora es un “insight” del que todos somos conscientes desde la cuna, que el amor maternofilial es absolutamente excepcional y portador de increíbles conexiones emocionales", asegura Danielle Maso, vicepresidenta de marketing de consumo de Teleflora.

Detrás de la maternal campaña de Teleflora, que incluye asimismo varias acciones con el foco puesto en las redes sociales, está la agencia Wonderful Agency.


Adaptado de: https://www.teleflora.com/


<< ver otras noticias