jueves 22 de octubre de 2020
The Future of Jobs 2020

El último estudio del Foro Económico Mundial (WEF en sus siglas en inglés), advierte que como consecuencia de la llegada de la pandemia del covid-19 y de la consiguiente recesión general de los países, los robots y humanos se repartirán por igual los trabajos en 2025, lo que podría dar como resultado un aumento de la desigualdad.

En el informe titulado The Future of Jobs 2020 (El futuro de los empleos 2020), el WEF concluye que para 2025 la tasa de automatización de la fuerza laboral será del 47%, frente al actual 33%, mientras que los empleos desempeñados por seres humanos representarán el 53%, muy por debajo del 67% vigente.

El análisis describe cómo “La automatización y una nueva división del trabajo entre los seres humanos y las máquinas desplazarán 85 millones de empleos en todo el mundo en empresas medianas y grandes de 15 industrias y 26 economías”, de igual manera concluye que el aumento de la presencia de las máquinas “puede permitir la aparición de otros 97 millones de puestos de trabajo, principalmente en sectores como los cuidados, las industrias tecnológicas de la Cuarta Revolución Industrial, como la inteligencia artificial, y en los campos de creación de contenidos”.

“La integración de los robots en las empresas está ligada a la llegada de la Cuarta Revolución Industrial o también llamada Industria 4.0. Su objetivo es el de combinar los procesos automáticos actuales y las tecnologías inteligentes que existen hoy en día para crear nuevas líneas automatizadas que permitan tener acceso a todos los datos necesarios en tiempo real”, señala Ander San Vicente, ingeniero industrial.

“Con la integración de las nuevas tecnologías como la robótica, la nanotecnología o la inteligencia artificial, no se pretende dejar sin empleo al trabajador, si no permitirle que desempeñe tareas de mayor valor añadido y que sean las máquinas las que hagan ese trabajo más monótono”, amplía San Vicente.

El informe del Foro Económico Mundial advierte de que la mitad de aquellos trabajadores que mantengan su empleo en los próximos cinco años deberán “realizar cursos para afianzar sus competencias básicas”.

Según el informe, el 84 % de los empresarios están preparados para digitalizar los procesos de trabajo, y afirman que “existe la posibilidad de que el 44 % de su plantilla realice teletrabajo”. Sin embargo, el 78% de los empresarios cree que este nuevo formato laboral generará un impacto negativo en la productividad de sus trabajadores, por lo que están tratando de diseñar un sistema viable que mantenga la efectividad de las tareas realizadas a distancia.


Adaptado de: www.elpais.com/economia


<< ver otras noticias